Hipotética jubilación

Plan de Empleo del cabildo

Realejera, de los nortes de Tenerife, encajera, caladora, innovadora y tremendamente creativa. Isabel Hernández, 83 bonitas primaveras. Una mujer que aplica en su vida el primer conocimiento de la humanidad, la adaptación. Siempre he pensado que la innovación tecnológica, las nuevas ideas, los Community Manager, el Marketing Online, las redes sociales, la Digital Content, e-Commerce y e-Business,  los SEM, SEO, Analítica web, Marketing relacional, Marketing de contenidos…etc….a mi me llegaría a su fin mucho antes de los 83 años de vida. Creía, y digo en pasado, que mi realidad virtual se iría al carajo en una hipotética jubilación laboral. Sueño, perdón soñaba, que todo esta parafernalia tecnologica virtualmente conocida a mi me daría el sopletazo uno de esos día en lo que ya todo me empezara a importa una mierda llegado a la edad adecuada para hacerlo y que nadie te tuviera en cuenta lo dicho. Pensaba, creía, soñaba. Pero Isabel en menos de media hora me desmonta mi utopía, mi sueño. Ella es todo lo contrario a mis creencias. La pasión, las ganas, la ilusión que pone a cada cosa que hace es cuanto menos impensable. Tiene una creatividad y un conocimiento de la moda que realmente a mi me deja avergonzado. No pensé que esto existiera, la verdad.

Así y tras una sesión de fotos que le hice entendí que mi final, sea cual sea, será muy distinto del que yo me había planificado. Hoy me siento más seguro al conocer de primera mano que nunca se debe tirar la toalla. Menospreciar la vida en el último cuarto de partido es perder el juego….y al final la vida te enseña que vivir solo tendrá sentido si luchas hasta el final, pase lo que pase.